1er Barcelona Global Summit

1er Barcelona Global Summit

94

El encuentro sirvió para potenciar el turismo urbano y la marca Barcelona

El director del encuentro, Gonzalo Rodés, realizó la ponencia inaugural.
Ponentes de ciudades como Nueva York o Ámsterdam dieron a conocer sus casos de éxito en esta materia.

Por Eva Carnero

El turismo urbano en general y el de Barcelona en particular mostraron músculo con la celebración, en el CaixaFórum de la ciudad, del primer Barcelona Global Summit, que reunió a más de 50 empresas e instituciones. Fue su presidente, Gonzalo Rodés, quien la abrió con una ponencia inaugural clara, vibrante y vehemente sobre la ciudad y que fue precedida por la bienvenida de Mateu Hernández, CEO de Barcelona Global, y las intervenciones del director territorial de CaixaBank en Barcelona, Jordi Nicolau, y la directora regional en Europa y Latam del WTTC, Maribel Rodríguez.

El encuentro puso en valor cuatro líneas fundamentales para conseguir que Barcelona no solo vuelva a la primera línea del turismo urbano responsable, sino que sea la abanderada de sus mejoras futuras. Tanto el presidente de Barcelona Global como Ángel Díaz, presidente de Advanced Leisure Services, insistieron en sus respectivas intervenciones en la importancia de impulsar la colaboración público-privada para desarrollar e invertir en áreas de interés para el visitante y para regenerar áreas que sufren de la masificación y la homogenización.

Además, Rodés señaló la mejora de la percepción que el residente tiene del turismo y la hospitalidad entre vecinos y visitantes. Los otros dos retos planteados fueron posicionar Barcelona como ciudad de excelencia y potenciar el compromiso social de los operadores turísticos para contribuir a la disminución de las desigualdades en la ciudad, haciéndola más sostenible y más comprometida con un desarrollo equilibrado. Rodés mencionó como una de las posibles formas para materializar esta propuesta la normalización para la equiparación de salarios entre hombres y mujeres en el sector.

También destacó la necesidad de implementar estas medidas en un sector que es uno de los principales motores de la actividad económica de Barcelona, ya que genera el 15% del PIB de la ciudad y representa el 10% del empleo.

INSPIRADAS EN EL ÉXITO
Las estrategias expuestas por sus responsables son fruto del análisis previo y concienzudo de los casos vividos en ciudades como Nueva York, Miami, Ámsterdam, Ciudad del Cabo y otras 16 urbes más. También han revisado la fiscalidad, el urbanismo o la regulación para utilizarlos con el fin de lograr los fines propuestos. Por ejemplo, se conoció el plan realizado por el Departamento de Urbanismo de Nueva York para crear nuevos espacios de interés o qué medidas fueron tomadas en Miami para promover actividades de valor añadido, atraer nuevas audiencias y desestacionalizar el turismo.