I Hackathon de Destinos Turísticos Inteligentes

324

“Solo tienes que traer tu propio ordenador, tus mejores ideas y un montón de ganas para poner en práctica toda tu sabiduría y creatividad”. Estos fueron los únicos requerimientos que tenían que cumplir los 30 participantes del Primer Hackathon para Smart Destinations (#Hack4SD) celebrado en Oviedo los días 23 y 24 de junio.

Por Silvia Alonso Guijarro

Este hackathon, enmarcado en el II Congreso Mundial de la Organización Mundial del Turismo de Destinos Turísticos Inteligentes, tenía como objetivo encontrar soluciones inteligentes basadas en tecnologías que contribuyesen a un turismo más sostenible. Entre los participantes se encontraban desde desarrolladores y diseñadores hasta profesionales del sector turístico. Trabajaron desde las 10.00 del sábado hasta las 13.30 del domingo con las API (Interfaz de Programación de Aplicaciones) de Amadeus, Vizzuality, Carto y Minube, entre otras. Las API de Amadeus se englobaban principalmente en dos categorías: vuelos y hoteles. “Las nuestras se caracterizan por su facilidad de uso y la rapidez a la hora de acceder a ellas”, afirma Sumedh Munshi, API Product Manager de Amadeus.

Para algunos participantes como Alfonso Ruiz (ingeniero informático) o Cristina Fuentes (estudiante de Publicidad y Relaciones Públicas) este ha sido su primer hackathon y repetirán sin dudarlo. Otros ya son veteranos, como es el caso de Magdalena de Luca, que vino desde Buenos Aires para participar en el evento. El jurado estaba formado por el director del programa de Desarrollo de Turismo Sostenible de la Organización Mundial del Turismo (OMT), Dirk Glaesser; el director de Relaciones Institucionales de SEGITTUR, Víctor Badorrey; el director de Comunicación de Paradores, Ramón Ongil, y Elke Milchmayr, Technical Lead y Senior Software Engineer de Google en Suiza. Todos ellos tuvieron que analizar las diferentes propuestas de los siete grupos participantes, vinculadas con el desarrollo del turismo sostenible.

El proyecto ganador del primer premio, dotado con 6.000 euros, fue Smart Travel, una aplicación que sugiere al usuario de forma personalizada los destinos más sostenibles según la contaminación del aire y apoya un turismo que favorece los estilos de vida tradicionales.

APRENDIZAJE BIDIRECCIONAL
“Es fascinante trabajar con gente capaz de hacer aplicaciones en solo un fin de semana”, asegura Jorge de Paz, uno de los integrantes del equipo ganador, biólogo de carrera y analista de datos de profesión. “Uno de los mayores retos de este hackathon ha sido la funcionalidad de la aplicación; el jurado revisa tu código y tiene que tener sentido”, explica.

Otro valor de estos encuentros es que los partners tecnológicos también aprenden mucho de ellos. “Creemos que es una relación de win-win; por un lado, Amadeus ofrece sus API y su tecnología y, por otro, esperamos escuchar de los desarrolladores qué uso hacen de ellas. Para nosotros es importante que nos den su feedback para mejorar”, comenta Álvaro Navarro, Developer Advocate de Amadeus.

El segundo premio fue para el proyecto Gabitu, una aplicación que ayuda a las empresas a buscar zonas menos conocidas pero potencialmente turísticas con el objetivo de crear negocios sostenibles. El tercero recayó en la aplicación Smart Beach, una plataforma que permite al usuario conocer la calidad y el nivel de saturación de las playas.

Asimismo, los creadores del proyecto Birdie, una app que permite elegir un destino por la calidad del aire y el clima, fueron los ganadores de unos auriculares Sony 1000XM2 por la mejor integración de las API de Amadeus.

Esta iniciativa está impulsada por la OMT, el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y el Gobierno del Principado de Asturias, con la colaboración de SEGITTUR y Minube.