Previsiones para las agencias de viaje en el próximo lustro

1111

Amadeus España y ACAVe han realizado un estudio en el que proponen un centenar de propuestas a las agencias de viaje para el próximo lustro teniendo en cuenta las tendencias y previsiones de futuro para el sector. El documento dedica también una atención específica al viaje corporativo.

Por Amalia Simarro

La nueva competencia para las agencias de viaje procederá, sobre todo, de los grandes gatekeepers, seguida por la venta directa de las aerolíneas y hoteles, la oferta de la economía colaborativa (especialmente en los alojamientos y uso de vehículos), así como de las ventas por parte de ciertas empresas B2B (por ejemplo, Amazon o Alibaba).

Esta es una de las conclusiones del estudio de Amadeus y ACAVe Tendencias y previsiones de futuro para el sector de las agencias de viaje. 100 propuestas (y más) para anticiparse a los tiempos que vienen, realizado por el equipo investigador del Departamento de Econometría Estadística y Economía Aplicada de la Universidad de Barcelona, con la colaboración de la Fundació Bosch i Gimpera de la misma universidad. Otros competidores que les seguirán en importancia serán los metabuscadores y, por último, los hipermercados y los portales de compra colectiva (que son menos conocidos por los consumidores). También habrá que tener en cuenta en un futuro próximo a las empresas con personalidad jurídica pública, tales como Turisme de Barcelona o New York GO.

Los viajeros corporativos requerirán tener acceso integrado a un contenido cada vez más local

El estudio recomienda a las agencias, entre otros puntos, que los productos y servicios a ofrecer tengan como factores determinantes la confianza y la experiencia, así como que se dé más relevancia al branding (diseño de la marca) y a cómo se relacionan las emociones con la misma. Cada vez será más importante disponer de la máxima información sobre cómo vivir la experiencia en el destino, la seguridad de que la agencia pueda resolver cualquier problema que se presente durante el viaje y que el cliente pueda realizar cualquier consulta las 24 horas durante los siete días de la semana.

Además, según se prevé en el documento, seguirá aumentando la dependencia tecnológica en las agencias de viajes y en los usuarios. La inteligencia artificial será muy relevante en los viajes, tanto generales como corporativos, y permitirá una mayor eficiencia en la gestión, al tiempo que procurará una mayor satisfacción a los viajeros. En los próximo años será importante que las agencias dispongan de aplicaciones móviles que ofrezcan una gama completa de soluciones a todos los aspectos que puedan surgir durante el ciclo del viaje.

Pincha en la imagen si quieres ampliarla.

‘BLEISURE’, REDES SOCIALES Y MÁS DIGITAL
El estudio identifica también una serie de características específicas para el ámbito del viaje corporativo. De este modo, en su gestión habrá que tener en cuenta desde el previaje hasta el regreso del viajero, junto con el cálculo del coste end to end. De igual forma, crecerá en importancia la simplificación de la gestión de programas de viajes.

Asimismo, los travel managers tenderán a priorizar el comportamiento de los viajeros y el cumplimiento de las políticas de compliance, y las agencias revalorizarán su papel de asesoría integral y colaborarán más con el travel manager en la política de viajes y control de gastos.

Otras tendencias que identifica el estudio para el viaje corporativo son las siguientes:

Se prevé un aumento del bleisure (conjugar ocio y negocio), previsión que se incrementará a medida que los millennials realicen más viajes corporativos.

Habrá una creciente importancia de las redes sociales corporativas para compartir conocimientos entre los empleados, y optimizar la comunicación interna. Además, se dará un mayor uso de la mensajería instantánea inteligente.

Para la optimización de costes, se aplicarán cada vez más las herramientas digitales, la anticipación de compra, el uso de tarifas corporativas y la reserva online, entre otras cosas.

Habrá una mayor utilización de alternativas de pago, con el empleo, por ejemplo, de tarjetas virtuales o la utilización del bitcoin. Se prevé un mayor uso de la biometría digital. Se incorporarán nuevos protocolos para garantizar la seguridad de las transacciones.

ÚLTIMA GENERACIÓN EN AUTORRESERVA
De acuerdo con el estudio, la generalización de soluciones tecnológicas de movilidad obligará a las empresas a dotar a sus empleados de medios que les faciliten sus viajes, con más flexibilidad y capacidad de respuesta.

En este sentido, los viajeros con motivación corporativa requerirán tener acceso integrado a un contenido que es cada vez más local y atomizado (taxis, restaurantes, servicios complementarios de las aerolíneas, economía colaborativa…). Las herramientas online, según el informe, continuarán siendo un punto clave de prestación de servicios para este segmento; se mejorará la experiencia del usuario permitiendo una mayor personalización y flexibilidad.

Los proveedores tecnológicos, por otra parte, buscarán nuevas fórmulas para unificar en plataformas únicas los procesos de aprobación, gestión de reservas, soluciones de movilidad, procesamiento de gastos y sistemas de reporte.

Previsiblemente habrá una mayor aplicación de herramientas de autorreserva de última generación, con el objetivo de facilitar a los travel managers la gestión del ciclo del viaje corporativo (antes, durante y después de los desplazamientos, además de tener que controlar y ajustar los costes).

Es probable que a medio plazo (entre cinco y seis años) se hayan incorporado los comandos de voz y chatbots inteligentes, aunque su integración será solo para las tareas más rutinarias. Los contenidos más complejos requerirán mayor programación.

El aprendizaje mediante el machine learning está en fase embrionaria y habrá que esperar unos años más para que sean una realidad. Se prevé la progresiva incorporación del blockchain.